que-es-zanja-filtrante

Qué es una zanja filtrante y cómo se construye

Si te interesa el tratamiento de las aguas, seguro que has oído el término “zanja de infiltración”. Pero, ¿sabes exactamente a qué se refiere y para qué se utiliza? Hoy aclaramos tus dudas con este post. 

¿Qué es una zanja filtrante?

Las zanjas de infiltración son, como su nombre bien indica, excavaciones del terreno que se llevan a cabo en forma de canal (mayoritariamente rectangular o algo curvo) y que se sitúan a diferentes niveles de un mismo terreno. Su función es filtrar el agua que sale de las fosas sépticas, esta agua que sale libre de grasas y de solidos y con un alto porcentaje de limpieza, se filtra a través de la zanja infiltrándose en el terreno.

¿Cómo funcionan las zanjas de infiltración?

Se utilizan también para el saneamiento de viviendas particulares situadas en parcelas lejos de una red de alcantarillado y, por lo tanto, con la necesidad de instalar y comprar fosa séptica. En este caso, las aguas residuales, una vez han pasado por la fosa séptica llegan a las zanjas de filtración donde se lleva a cabo un proceso de depuración final de un modo natural. 

Usos típicos de las zanjas filtrantes

Las zanjas filtrantes tienen, como ya podrás imaginar, diferentes usos. Entre ellos destacamos: la recarga de acuíferos gracias a las filtraciones del agua de lluvia; evitar la erosión del suelo; saneamiento de viviendas con fosas sépticas… 

Estos son los usos más comunes, pero ocasionalmente se pueden hacer zanjas para otros usos más concretos dependiendo de las necesidades del terreno o del particular que lo realice.

Ventajas y desventajas de las zanjas

Como todo, las zanjas filtrantes pueden ocasionarnos grandes beneficios, aunque también tienen ciertos inconvenientes, sobre todo si no se crean correctamente o no se lleva a cabo un mantenimiento adecuado de las mismas. Vamos a centrarnos en las zanjas utilizadas para el saneamiento de aguas residuales. 

Ventajas: 

  • Se realizan rápidamente, fácilmente y sin necesidad de maquinaria muy pesada. 
  • Coste muy bajo de mantenimiento.
  • Contribuye al cuidado del medio ambiente ya que no requiere consumo energético.
  • Evita el contacto directo de humanos con las propias aguas residuales. 
  • Facilita la depuración de las mismas. 

Desventajas: 

  • Se requiere una superficie libre donde poder ejecutarla, dicha superficie depende de la cantidad de agua a infiltrar y de la capacidad de drenaje del terreno donde se realiza.

¿Cómo se construye una zanja filtrante?

Como ya comentábamos anteriormente, la construcción de una zanja filtrante para el tratamiento de las aguas residuales no es complicada, pero sí requiere de ciertos conocimientos previos. Veamos en 6 sencillos pasos cómo llevar esta tarea a cabo con éxito. 

  1. Si se va a usar para una fosa séptica casera, se deberá cavar una zanja de 1 metro de profundidad x 1 metro de ancho x 10-20 metros de longitud.
  2. Se debe colocar un geotextil en la misma para evitar que entre tierra o raíces en la zanja. 
  3. Se debe llenar de grava gorda hasta el tubo de salida de la fosa. 
  4. Se debe colocar un tubo ranurado de drenaje sobre la grava a lo largo de la misma. Este tubo debe quedar abierto al final y con una ligera inclinación. 
  5. Se debe tapar la zanja con grava hasta cubrir el tubo. 
  6. Finalmente, se debe cerrar la zanja con tela y cubrirla con arena o tierra para poder pasar por encima de ella sin peligro para nadie, de manera que quede estética a la vista. 
pasos instalar zanja filtrante
instalacion zanja filtrante correcta

La construcción de una zanja filtrante tiene múltiples usos, como hemos podido ver en este artículo, y además es relativamente sencilla de hacer. No obstante, si te quedan dudas por responder, te recomendamos que contactes con expertos en la gestión de aguas residuales, como nuestro equipo de Todoagua, que aclararán todas las cuestiones que te puedan surgir.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 3 Promedio: 5)

Otros Artículos

Deja un comentario